Los Cranberries deshidratados son muy beneficiosos para el sistema nervioso, cerebral, cardíaco e inmunológico. Riquísimo como colación o para agregar a la avena en el desayuno o ensaladas en las comidas, agregando color, textura y sabor. Porción diaria: ¼ taza.